Cadena de Suministro

El Ministerio baraja la posibilidad de exigir a los nuevos transportistas una titulación mínima para poder obtener la capacitación, así como endurecer los requisitos de capacidad económica.

Gran parte del sector del transporte de mercancías por carretera está de acuerdo en que la derogación del límite de flota mínima de tres camiones supondría abrir las puertas a la entrada de empresas de pequeño tamaño, lo que supondría un cambio de gran calado para el mercado de transporte.

Dado que la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea indica claramente que la limitación del acceso al mercado en función de un número de vehículos es ilegal, el Ministerio de Fomento busca alternativas para impedir de algún modo que se acentúe la ya de por sí importante atomización del sector.

Esta misma semana, la Dirección General de Transporte Terrestre ha explicado a las asociaciones miembro del Comité Nacional de Transporte qué modificaciones va a introducir en la normativa española reguladora del acceso a la actividad del transporte por carretera.

Así pues, según informa Fenadismer, Fomento introducirá en la nueva regulación requisitos adicionales para acceder por primera vez a la actividad del transporte compatibles con la eliminación del requisito de flota mínima.

En este sentido, las autoridades se plantean endurecer algunas condiciones para poder acceder al mercado de transporte y que estarían relacionados con la titulación exigida para poder obtener la competencia profesional como transportista, que podría elevarse hasta pedir educación secundaria, aunque también podrían ir referidos a la dificultad en los exámenes para poder obtener el tíulo.

De igual modo, Fomento también estudia un fortalecimiento de los requisitos de capacidad económica para poder operar en este mercado y de establecimiento de empresas de transporte.